Para un juez, es un “derecho humano fundamental” del hombre tener sexo

Unas declaraciones de un juez británico que defendían el “derecho humano fundamental” de un hombre a tener relaciones sexuales con su mujer han causado una gran polémica en el país por considerarlas “misóginas”.

Según informan varios medios británicos, el juez Hayden fue requerido para que dictaminara sobre una orden judicial que impediría a un hombre mantener relaciones sexuales con su esposa, con la que lleva casado más de 20 años, porque ella ya no puede dar su consentimiento debido a un deterioro de su salud mental. Los servicios sociales llevaron el caso al tribunal de protección, que dictamina si las personas carecen de facultades mentales para tomar sus propias decisiones.

Los servicios sociales consideran que la mujer es incapaz de decidir con plenas facultades si quiere o no tener sexo con su esposo

Los abogados de los servicios sociales consideran que hay pruebas de que la mujer es incapaz de decidir con plenas facultades si quiere o no tener sexo con su esposo y por lo tanto no puede dar su consentimiento libremente. De ahí que los letrados hayan sugerido que un juez –en este caso, Hayden– decida si debe impedir por ley que el marido continúe acostándose con su esposa para prevenir lo que se consideraría una violación de la mujer.

Hayden abordó el tema en una audiencia preliminar que tuvo lugar el lunes pasado en Londres, donde se le dijo que el marido estaba dispuesto a comprometerse a no tener relaciones sexuales con su esposa. Sin embargo, el magistrado afirmó que quería estudiar más a fondo el caso –estudiar al detalle las pruebas aportadas y escuchar a todas las partes– antes de tomar cualquier decisión.

No puedo pensar en ningún derecho humano fundamental más obvio que en el derecho de un hombre a tener relaciones sexuales con su esposa”


JUEZ HAYDEN

El juez expuso sus motivos: por una parte, consideró que imponer una orden como tal, prohibirle al hombre tener sexo con su mujer, podría llevarle a la cárcel si incumpliera. Asimismo, señaló que una imposición de tales características sería difícil de controlar.

Y añadió: “No puedo pensar en ningún derecho humano fundamental más obvio que en el derecho de un hombre a tener relaciones sexuales con su esposa, y en el derecho del estado a controlar eso”, sentenció. “Creo que (el hombre) tiene derecho a que se discuta (el asunto) adecuadamente”.

Esto legitima la misoginia y el odio hacia las mujeres (…) Ningún hombre en Reino Unido tiene el derecho legal de insistir en el sexo”


THANGAM DEBBONAIRE Diputada laborista

Las palabras del juez levantaron fuertes críticas por parte de políticos y activistas por los derechos de las mujeres. “Esto legitima la misoginia y el odio hacia las mujeres (…) Ningún hombre en Reino Unido tiene el derecho legal de insistir en el sexo. Sin consentimiento = violación”, escribió en su Twitter la diputada laborista, Thangam Debbonaire, quien después anunció que había escrito una queja formal al lord encargado de los tribunales de familia sobre los comentarios del juez porque “refuerzan actitudes peligrosas”.

También se sumó a las denuncias la diputada del Grupo Mixto, Ann Coffey:

Desde el Partido para la Igualdad de las Mujeres respondieron directamente a las afirmaciones de Hayden: “Usted quiere decir que no hay un derecho humano fundamental más obvio que el de una mujer que decide no tener relaciones sexuales con su esposo”.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestmail

Deja un comentario