7 tips para que la gente hable bien de vos

Es imposible que todo el mundo te quiera. Pero sí hay cosas que podés tener en cuenta para ser una mejor persona y agradarle más al grupo de gente con el que te movés. Aquí te damos algunos consejos:

1. Ser uno mismo. La gente más querida es aquella que es auténtica, que no miente ni esconde sus defectos. De hecho saben reíse de sus falencias y saben cuándo pedir ayuda para corregirlas. Sé fiel a tus principios y a la educación que has recibido de tu familia y amigos. Sólo siendo una persona real se llega a los corazones de las personas.

2. Interesate en los otros. En una conversación preocupate por hacer preguntas e interesarte en tu interlocutor en vez de hablar sólo de vos y de tus cosas. Prestá atención a los gestos y las palabras de los otros. Nadie quiere al lado a una persona que sólo se interese por sus cosas.

3. Cortesía. Esto tiene que ver con lo anterior. Decir cosas genuinas y bonitas y reconocer las virtudes de la gente que te rodea hace que seas una personas agradable. No se trata de ser falso o condescendiente, se trata de admitir las bondades de los demás. Si tenés algo realmente bueno que decir sobre alguien, decilo.

4. Recordá los detalles. Prestá atención a los proyectos que la gente te cuenta, recordá el nombre de sus parejas y de sus hijos o si tienen mascota. Es muy agradable estar cerca de alguien atento a los detalles que la mayoría de la gente olvida inmediatamente.

5. Ofrecé tu ayuda. No se trata sólo de saber dar buenos consejos. Cuando alguien esté pasando por una situación complicada, encargate de estar presente y ofrecer tu hombro. No hay nada peor que los amigos que no están en los malos momentos, sobre todo esos que te han ayudado cuando los necesitaste.

6. No critiques a otras personas. El chisme y el hecho de hablar mal de la gente a sus espaldas nunca es bueno. Aún cuando lo hagas entre tu gente de confianza. Este tipo de actitudes no hablan bien de vos.

7. Ser positivo (o al menos entretenido). Nadie quiere estar cerca de alguien que siempre es miserable, sobre todo cuando se trata de problemas que no son graves. Tampoco vas a tener mucha gente a tu alrededor si no sabés como divertirte o sólo hablás de trabajo. Despejarte y saber reir forma parte también de cuidar tu salud mental.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestmail

Deja un comentario