El celebrado momento en que Andy Murray corrige el desliz sexista de un periodista

Andy Murray no levantó la voz, no cambió la faz triste de su rostro ni ondeó una bandera activista, pero su reacción sirvió para exponer un problema que sigue existiendo en el tenis y en el deporte en general: la desigualdad de género.

El tenista escocés, todavía cabizbajo por su derrota el miércoles en cinco sets frente al estadounidense Sam Querrey en los cuartos de final de Wimbledon, necesitó sólo de dos palabras para desarticular a un periodista que se olvidó por un momento de los logros de las hermanas Williams, Serena y Venus, en los últimos años.

El hecho ocurrió durante la rueda de prensa posterior al partido, cuando el periodista cuestionó a Murray sobre el hecho que Querrey “es el primer tenista estadounidense en alcanzar las semifinales de un Grand Slam desde 2009”.

“Tenista hombre”, interrumpió el número uno del mundo.

“¿Perdón?”, reaccionó sorprendido el periodista, por lo que Murray repitió “tenista hombre”.

La intervención de Murray sirvió para corregir lo que se consideró un desliz sexista debido a que en la formulación de la pregunta no se tomó en cuenta el éxito de las tenistas estadounidenses.

Y es que Serena Williams venció a su hermana Venus en la final del Abierto de Australia a comienzos de este año. Sólo desde 2009 Serena Williams ha ganado 12 Grand Slams, mientras que su hermana Venus ha llegado a semifinales y finales en más de una ocasión.

Incluso Madison Keys y Coco Vandeweghe han logrado estar entre las cuatro últimas en uno de los cuatro principales torneos del calendario.

La reacción del tenista británico, considerado un ícono del feminismo a lo largo de su carrera, generó una ola de elogios y admiración en la prensa y las redes sociales.

Para la ministra principal de Escocia, Nicola Sturgeon, Murray mostró que se trataba de “una estrella dentro y fuera de la cancha”, mientras que la madre del tenista se mostró todo su orgullo al decir “ese es mi niño”, junto a la figura de un corazón.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestmail

Deja un comentario