La historia de Lana, la perrita más triste del mundo

Lana, una perrita que ha sufrido en apenas año y medio de vida, fue abandonada desde que era una cachorrita.

Para fortuna de ella fue hallada por una asociación de Toronto, Canadá, Mighty Mutts, que se dedica al rescate y cuidado de perros abandonados.

La perrita fue rescatada de un lugar malo. Cuando tenía cinco meses y medio presentaba problemas de confianza y no se le veía cómoda con extraños, pero a pesar de ello, logró ser adoptada por una familia.

Pero sus problemas se evidenciaron más y la perra mordió al dueño. En casa habían niños, por lo que decidieron devolverla al refugio.

Cuando regresó a Mighty Mutts, el personal de esta organización explicó que el animal se puso triste. No respondía a ningún estímulo y se pasaba hasta 24 horas sin moverse.

Fue que las redes sociales, con una imagen donde evidencia su tristeza, ayudaron al can a encontrar otro hogar provisional, en lo que logran su rehabilitación.

La propia organización ha sido la encargada de publicar la buena nueva al señalar que Lana nunca tuvo problemas que ser celosa con su comida, algo que ocurre con perros que se crían en compañía de otros cachorros entre la basura, como fue su caso.
Fuente: Terra

Facebooktwitterredditpinterestmail

Deja un comentario