¿Conocés los beneficios de hacer tus propios jabones?

¿Alguna vez te has planteado hacer tu propio jabón casero natural? En plena era de la tecnología y el desarrollo, cada vez más personas sienten curiosidad por hacer con sus propias manos elementos tan básicos como el jabón, las cremas o incluso los muebles de nuestro hogar.

Quizás es por la necesidad de sentir esa “vuelta a los orígenes” que desgraciadamente hemos olvidado con tanto progreso o porque hemos descubierto una nueva forma de disfrutar de nuestro tiempo libre, pero sin duda es una idea estupenda.

Y precisamente de ello te queremos hablar hoy: al hacer un jabón casero obtendremos un producto más neutro y natural que el que podemos comprar en comercios, además de tener propiedades muy interesantes. 

Por otro lado, en casa podemos controlar todos los ingredientes utilizados para hacer nuestros jabones, al tiempo que evitamos consumir productos de algunas empresas que experimentan con animales.

Beneficios de hacer jabón casero:

A continuación, te contamos cuáles son las principales propiedades del jabón casero.

Los ingredientes: Habitualmente, el jabón casero suele ser muy rico en aceites vegetales y mantecas, que a su vez contienen una alta dosis de antioxidantes, vitaminas y nutrientes esenciales beneficiosos para nuestra piel. Además, gracias a ellos podemos poner remedios a problemas dérmicos como el picor, la sequedad, el acné o la psoriasis, entre otros.

Los aromas: Esta alta concentración de aceites esenciales hace que cobre especial importancia la aromaterapia. Los olores son muy importantes y pueden tener beneficios fantásticos para nuestra salud, como relajar la mente, el cuerpo e incluso eliminar el estrés.

No están probados en animales: No hace falta que seas activista para que te preocupe que, los productos que echamos habitualmente en nuestra cesta de la compra, hayan sido testados en animales, con los consecuentes riesgos que ello conlleva. La cosmética industrial aún los utiliza más de lo que querríamos, por lo que una solución es crear nuestros propios productos.

Beneficioso para el medio ambiente: Al hacer jabón casero, todos los ingredientes que utilizamos son naturales, por lo que estamos contribuyendo a cuidar y respetar el medio ambiente. Está libre de químicos y de sustancias artificiales.

Retrasa el envejecimiento: Las vitaminas y antioxidantes que hemos mencionado antes son también muy beneficiosos a la hora de cuidar nuestra piel, evitar el deterioro celular y, por ende, frenar el envejecimiento visible de la dermis.

Es un buen pasatiempo: ¿Cansado de hacer puzzles o jugar a videojuegos? ¿Llega el fin de semana y no sabes qué hacer? Te proponemos hacer jabón casero. No solo merece la pena por sus propiedades fabulosas que estamos viendo, también nos ayudará a desarrollar nuestra creatividad al trabajar con elementos naturales, formas, fragancias, colores… Además, si te animas a hacerlo en familia, vas a descubrir una nueva forma de pasar tiempo juntos.

Contiene glicerina: En la mayoría de los jabones comerciales, la glicerina se extrae y se vende aparte. Esto hace que con el tiempo, el jabón se agriete más fácilmente, además de hidratar menos la piel. Entre las propiedades del jabón casero se encuentra precisamente esta, la de mantener la glicerina.

Tiene múltiples usos: Olvidá el concepto de que el jabón casero solo lo podes utilizar para lavarte las manos. Es un producto muy versátil: podés usarlo para lavar la ropa, la piel, el pelo, añadirle colorantes para hacer pastillas de jabón casero originales para regalar, etc.

Es más barato: Los jabones y productos de limpieza que hacemos en casa son mucho más baratos que los que compramos en el supermercado. Además duran mucho tiempo más. Si hacemos más de los que usamos, podemos regalarlos (son regalos muy apreciados y nos ahorramos el dinero de tener que comprar otras cosas) o venderlos…

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestmail

Deja un comentario