China celebra hoy su tradicional “Día del Soltero”

“Si eres soltero, compra”. Ese parece ser el lema del ‘Single Day’ o Guanggun Jie (“Día de los solteros”). Cada 11 de noviembre, millones de internautas chinos se apostan frente al ordenador para comprar los cientos de artículos con grandes descuentos que ofrecen el Amazon chino Alibaba o compañías como JB o Yetang.

Tal como ocurre en EEUU con el ‘Black Friday’ o el ‘Cyber Monday’, las deseables ofertas de las plataformas online hacen que miles de ciudadanos gasten cantidades ingentes de dinero. Portales como Taobao (web de pequeños vendedores similar a eBay) o Tmal (el portal de grandes marcas del gigante chino del comercio electrónico Alibaba, que maneja el 80 % de las operaciones del sector) rompen, año a año, sus récords de ventas: en 2014 fueron 7.500 millones de euros en una sola jornada. Una facturación que dobla lo recaudados por las homólogas estadounidenses juntas.

Consumidores esperan precios imbatibles en 50.000 marcas como Xiaomi o Huawei (telefonía móvil o telecomunicaciones), Haier (electrodomésticos), Linshimuye (muebles), Uniplo (ropa y complementos) o las internacionales Zara, Nike o Apple.
El orgullo de estar soltero

El ‘Single Day’, o “Día de los solteros”, nació en la década 90 como alternativa al Día de San Valentín. El germen de la celebración se gestó en la Universidad de Nanjing, donde un grupo de jóvenes reivindicó el orgullo de ser solteros (la sociedad china es muy tradicional y ejerce mucha presión para, que sobre todo, las mujeres se casen jóvenes).

La suma –cuatro- de los números de la fecha elegida para su celebración -11 del 11- representa un árbol sin hojas, una metáfora de aquellos que aún no han pasado por el altar.

Lo que en un principio era una festejo reducido, pronto se convirtió en una tradición universitaria. Los jóvenes se juntaban para beber ‘youtiao’ y cantar en karaokes.

En 2009, la celebración dio un giro al sumarse Alibaba a la ‘fiesta de soltería’. El gigante ofreció descuentos en sus web durante las 24 horas del 11 de noviembre. Un año después, las ofertas fueron aún más destacadas: aquello era imparable.

Facebooktwitterredditpinterestmail

Deja un comentario